Bodas de Plata del Hogar del Auroro

El próximo martes 26 de noviembre la Pía Unión de Auroros de Santa María de Pamplona celebrará con gran solemnidad las Bodas de Plata de su centro social reconocido popularmente como “el Hogar del Auroro” ubicado en la pamplonesa calle Descalzos.

La jornada comenzará con una Misa en la Capilla de San Fermín a las diez dela mañana. En la misma los auroros interpretarán las mejores piezas de su amplio repertorio centrado en las variadas auroras cantadas a lo largo del año y enmarcadas en los diferentes tiempos litúrgicos. En la celebración a la que invitan a todos los pamploneses recordarán a todos los auroros ya fallecidos.

Tras la celebración eucarística se trasladarán al “Hogar del Auroro”. Allí tendrá lugar la recepción de autoridades, la entrega de un especial boletín editado con motivo de la celebración jubilar, la visita a la exposición fotográfica que recoge diferentes eventos en los que han participado a lo largo de los veinticinco años y un popular aperitivo.

Ese mismo día y por la tarde, a las 19,30 horas, también en El Hogar el historiador Juan José Martinena dará una conferencia con el título “El Burgo de San Cernin Hogar de los Auroros”.

La celebración jubilar concluirá el 13 de diciembre con un concierto a cargo de la banda de la Escuela de Música Luis Morondo de Barañain. Será en la Iglesia de los Padres Carmelitas de Pamplona a las ocho y media de la tarde.

El Hogar del Auroro inició su andadura el 26 de noviembre de 1988. Fue bendecido por el entonces arzobispo de Pamplona y obispo de Tudela José María Cirarda.

Desde entonces es este el centro social en el que los auroros ensayan los cantos, se reune la junta directiva, tienen sus celebraciones y comparten diversos festejos con familiares y amigos.

Los miembros del hogar son aproximadamente unos noventa y cincuenta están en activo. En el Hogar están dispuestos a acoger a cuantos con su voz o con el instrumento musical quieran ser miembros de tan prestigiosa institución pamplonesa.

auroros

Los auroros, músicos y cantores, son todos valientes madrugadores que con el canto de sus auroras nos despiertan en la mañana de las solemnes fiestas de nuestra ciudad. Son ellos los que mantienen muy viva la tradición de cantar auroras y es digno de reconocimiento y de elogio el trabajo vocacionado que realizan en el marco de la Religiosidad Popular.

La Iglesia Navarra encabezada por su arzobispo Francisco Pérez González les felicita por el simpático evento y les agradece la hermosa tarea que desarrollan y el servicio que prestan animando tantas celebraciones con sus tradicionales cánticos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*